• FxA

Capitolio de Puerto Rico: Contextos


Foto cortesía de Marie Frances G. Massó


Capitolio de Puerto Rico: Contextos


Le presentamos el Capitolio de Puerto Rico en cuatro partes: Contextos, Propuestas, Diseño y Construcción, y Detalles y Ornamentación. En la primera parte, Contextos, aprenderemos sobre el contexto político, social y urbano donde se gestiona el diseño y la construcción de uno de los edificios mas icónicos en Puerto Rico.

El material presentado en esta serie fue parte de la exhibición Visiones para el gran proyecto: historia y arquitectura del Capitolio de Puerto Rico, organizada para conmemorar los 90 años de la construcción del edificio.


La exhibición fue el resultado de un acuerdo colaborativo entre la Superintendencia del Capitolio y la Escuela de Arquitectura de la Universidad de Puerto Rico. El diseño, curaduría y coordinación de la exhibición estuvo a cargo del Arq. Robin Planas Casado con la estrecha colaboración de los estudiantes José Betancourt y David Rodríguez. La misma fue el producto de un proceso investigativo que duró varios meses cimentado en diversas fuentes de información gráfica y textual donde se destaca el material de una exhaustiva investigación realizada años antes por el Dr. Enrique Vivoni Farage, también colaborador y mentor en el proceso. El proyecto contó además con el apoyo del Archivo de Arquitectura y Construcción de la Universidad de Puerto Rico.

EL GRAN PROYECTO (1907-1929)


La concepción del Capitolio no fue tarea sencilla ni de una sola persona, fue un proceso de más de 20 años de intensa colaboración entre los políticos más destacados de la época como Luis Muñoz Rivera y Antonio R. Barceló y las mentes de los arquitectos más creativos y audaces en tres distintas camadas.


En una época en donde los puertorriqueños no tenían el derecho a elegir a su gobernador, y el sufragio popular se limitaba a la rama legislativa, el Capitolio sería de facto la casa de la democracia y del gobierno propio. Ante este escenario, esta estructura, tenía que representar dignamente los anhelos y la valía del pueblo de Puerto Rico. Por tal razón, la concepcíon del proyecto no estaría libre de polémicas ni contratiempos ya que el mensaje arquitectonico sería el mensaje de la conjunccion de multiples agendas e ideales. El Capitolio sería el mensaje edificado de todo un pueblo ante el mundo, un pueblo con sed de democracia deseaba demostrar su capacidad de autogobierno.


Muchas personas intervinieron directamente en esta empresa, aunque atribuimos al Arquitecto Rafael Carmoega la visión última, el edificio es, sin duda alguna, un híbrido de intenciones de muchas personas y de múltiples imaginarios.

Arq. Robin Planas Casado


27 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo